Published On: mar, Feb 24th, 2015

Lenovo abría distribuido laptops con fallas de seguridad

Expertos señalan que el fabricante de computadoras más grande del mundo distribuyó laptops con un programa preinstalado que permitiría a hackers robar contraseñas y otra información valiosa cuando usted utilice la red para hacer compras, pagar cuentas o revisar su correo electrónico.

Hace un par de días Lenovo publicó instrucciones para eliminar automáticamente de los equipos el agresivo software llamado Superfish, tras recibir una ola de críticas por el programa.

El problema afecta a un número desconocido de computadoras. Lenovo comentó que distribuyó “algunas” laptops con Superfish entre septiembre y diciembre del año pasado, En enero se dejó de incluirlo en los equipos, debido a las quejas de los usuarios.

Eso podría incluir un gran número de computadoras. Lenovo distribuyó más de 16 millones de laptops y equipos de escritorio en el último trimestre del 2014.

Superfish ha sido desarrollado por una empresa de publicidad con el mismo nombre, y gracias a un convenio con Lenovo, el software venía preinstalado en dichos equipos.

Lo que hace Superfish es mostrar publicidad añadida en las búsquedas con el navegador Google. Pero además, es un riesgo de seguridad porque con ayuda del mismo se puede romper la transcripción encriptada de datos. Expertos en informática denunciaron esta función la semana pasada.

Superfish no estaba diseñado como malware. Lenovo ha dicho que su intención era la de mostrar anuncios dirigidos al analizar imágenes de productos que el usuario viera en la red y luego presentar “ofertas de productos idénticos o similares a menores costos”. La empresa añadió que el software no rastrea a usuarios ni recolecta información de identificación.

Juicio colectivo

Las medidas que tomo Lenovo no han sido suficientes para tranquilizar a los usuarios. Según el portal PC World, se ha presentado una demanda colectiva en la corte del distrito sur de California (EE.UU.) contra Lenovo y Superfish, exigiendo una compensación por los riesgos enfrentados.

La demanda señala que ambas empresas cayeron en “prácticas fraudulentas”, ya que este software invade la privacidad del usuario y permite lucrar con sus hábitos de navegación.

About the Author

-